Donde invertir en Miami Franquicias Negocios de Éxito Real Estate

Zara invierte en sector inmobiliario de Florida

La marca Zara evoca vestimenta; evoca textiles de España, pero ahora la empresa  hispana que lidera el empresario Amancio Ortega, ha decidido invertir en edificios y zonas emblemáticas de Miami, como parte de su estrategia para diversificar sus inversiones.

Siendo uno de los hombres más ricos del mundo, Ortega adquirió recientemente el Centro Financiero del Sureste, la torre de oficinas más alta de Florida, en lo que parece un despliegue estratégico para proteger sus finanzas, entre ellas la tienda de ropa, Zara.

Según la revista The Real Deal, la empresa de inversión inmobiliaria Pontegadea, propiedad de Ortega, realizó una oferta de 517 millones de dólares en efectivo por el Southeast Financial Center, de 55 pisos y 764 pies altura.

El edificio cuenta, además con 1,2 millones de pies cuadrados de espacio alquilable. Y fue adquirido al magnífico precio de 450 dólares el pies cuadrado, teniendo en cuenta que el Sun Trust del 777 Brickell Avenue se vendió, el pasado año, a 485 dólares el pie cuadrado y la torre 800 Brickell Avenue se comercializó a 533 dólares el pies cuadrado en 2015.

Miami parece ser unas de las ciudades preferidas para invertir del magnate español. En septiembre pasado, Pontegadea adquirió un bloque de edificios en Lincoln Road, Miami Beach, por 370 millones de dólares y en el año 2008 había ya invertido en Epic Residences & Hotel, un edificio de 54 pisos y 342 unidades. En ambos hay tiendas Zara.

De un taller a los edificios más grandes del mundo

Ortega es un multimillonario que empezó desde cero. En sus inicios, hace más de 50 años, confeccionaba batas de señoras en un taller en la Coruña, España. En 1975 decidió comercializar por su cuenta las ropas que fabricaba y abrió la primera tienda Zara. Tuvo tanto éxito que creó nuevas tiendas por las principales ciudades españolas y así comenzó su expansión.

En 1985 fundó Inditex, la empresa holding del grupo, que cuatro años después comenzó a cotizarse en la Bolsa.

Con una estrategia muy clara, Ortega busca los edificios más grandes de las ciudades más grandes del mundo y se aferra a ellos. Persigue anclar sus riquezas a los bienes raíces para protegerse de los mercados financieros.

Cuando dejó la presidencia de Inditex en 2011 compró la emblemática Torre Picasso, de 43 pisos ubicada en el Paseo de la Castellana de Madrid, hasta ese momento propiedad Esther Koplowitz.

En esta operación desembolsó 556 millones de dólares. También en España el pasado octubre compró, por 550 millones, la moderna Torre Cepsa diseñada por el reputado arquitecto Norman Foster; que con 813 pies de alturas es la sede de la petrolera española del mismo nombre.

El empresario gallego ha realizado otras compras muy notables alrededor del mundo. El año pasado adquirió un edificio histórico en el 490 Broadway del Soho neoyorquino por 145 millones y, además, pagó 68 millones por un hotel situado en el número 70 de Park Avenue que tiene 205 habitaciones, explotado por la compañía hotelera Iberostar. En septiembre invirtió 135 millones, esta vez en San Francisco, en el edificio Tiffany.

Según informes publicados, el portafolio de inversiones en propiedades del máximo accionista de Inditex alcanza la nada desdeñable cifra de 10 mil millones de dólares en todo el mundo.

Video

Miami desde el cielo

Miami