Noticias

‘Growth hacker’, el futuro del márketing digital

Han sido unas figuras clave para el crecimiento de ‘start up’ como Facebook o AirBnb. Son los ‘growth hacker’, expertos que identifican nuevas formas de crecimiento en la Red.

“Busco marketer , aprendiz de growth hacker . Busco a alguien que sea mi mano derecha en marketing, que me ayude a ejecutar, optimizar y analizar campañas: adwords , milanuncios, facebook ads , google shopping , foros, email, etcétera”. Así se pronunciaba el pasado mes de mayo en su blog Val Muñoz, socio y growth hacker de Endado.com, tienda online de recambios y aceites para coches.

El growth hacker es un nuevo profesional que se ha posicionado como uno de los más demandados por las start up y cuyo objetivo principal es que la compañía consiga un crecimiento sostenible en internet. Aunque este perfil aún no es muy conocido, ha sido clave en la proyección de firmas como AirBnb, Twitter, Facebook o Uber, aumentando el valor de sus marcas a cientos de millones de euros.

Muñoz aún no ha encontrado al candidato perfecto, una persona experta en marketing digital para que se convierta en growth hacker en el futuro. Será alguien que deberá implantar soluciones tecnológicas para mejorar la viralidad de la firma y que encaje con los valores de la organización.

El surgimiento de esta nueva profesión se debe al cambio cultural y organizacional que han vivido muchas empresas y que han entendido que si no están en internet, no existen.

Ahora la imagen de marca se empieza a construir, sobre todo, a partir de las redes sociales, y con este nuevo punto de vista se ha dado lugar a un sector novedoso, el growth hacking . Para ello, se requieren perfiles creativos y analíticos, con conocimientos en marketing, usabilidad, psicología de usuario, desarrollo de producto y optimización para la conversión.

Además, según el XI Informe Los + Buscados , elaborado por Spring Professional, se estima que este perfil se convertirá en uno de los más cotizados en 2016 en el sector de ventas con una banda salarial que se encuentra entre los 45.000 y 70.000 euros brutos anuales.

Funciones “Un caso de éxito reciente es el de Dropbox cuando hace dos años comenzó a implantar estas técnicas. Lanzó una campaña para animar a sus usuarios a que invitaran a sus amigos a utilizar la plataforma. Por cada amigo que el usuario atrajera, Dropbox proporcionaba a su cuenta más capacidad de forma gratuita. Con este tipo de iniciativas, la start up consiguió triplicar su volumen de negocio y pasar de ser una firma no rentable, a serlo”, explica Raúl Yáñez, CEO de Comunicade y profesor de Inesdi.

Para llevar a cabo este tipo de iniciativas, el growth hacker debe trabajar por proyectos en los que las fases estén muy delimitadas. “En primer lugar, se encuentra el momento de la atracción, es decir, llevar tráfico a la web; después convertir esos usuarios en clientes; tras esto, llega la fase de activación, con la que hay que conseguir que mejore la viralidad; y por último, todas esas acciones deben estar orientadas a generar ingresos”, detalla Óscar Fuente, director general de IEBS Business School.

El objetivo es que estos profesionales analicen en detalle el comportamiento de los usuarios, que las redes sociales sean sus herramientas primoridales y diseñen productos que consigan una gran respuesta por parte de los consumidores. Pero según Yáñez el principal fallo que están cometiendo muchas empresas es que “se limitan a pedir cosas a los usuarios, pero no les dan nada a cambio”. Asimismo, otro de los retos a los que se tienen que enfrentar estos nuevos profesionales es que fuera del ámbito de las start up se suele definir a este perfil de formas diferentes, desde marketer científicos hasta ecommerce manager , pasando por responsables de transformación digital.

Oportunidades Uno no se convierte en growth hacker de la noche a la mañana, aunque ya hay másteres y cursos especializados. “Los expertos actuales son profesionales con experiencia previa en marketing y desarrollo de producto, que abrazan la metodología del growth hacker . Pero no pueden saber de todo, así que se deben rodear de especialistas en márketing, diseño, analítica web y programación”, comenta Muñoz.

Las empresas más tradicionales comienzan a demandar estos perfiles, pero la mayoría de las oportunidades se encuentran en start up de corte tecnológico. Aún no se puede decir que en España hay un sector claro del growth hacking y los pasos a seguir están marcados por lo que ya está sucediendo en Estados Unidos. Es un mercado en pleno auge y todas las empresas de Silicon Valley son conscientes de la importancia de estos expertos a la hora de potenciar el crecimiento de su marca.

Formación. Másteres en estrategias de ‘growth hacking’, marketing digital y analítica de datos.

Habilidades. Experiencia en marketing y analítica web. Conocimientos tecnológicos avanzados.

Cómo se crean equipos especializados A diferencia del clásico experto en márketing, el growth hacker cuenta con un perfil más técnico y analítico. Muchos de estos nuevos profesionales son programadores que deben tomar decisiones en función de los datos recopilados, aunque también destacan perfiles especializados en ciencias de la información.

Independientemente del tipo de perfil, las start up han conformado un nuevo departamento en sus plantillas: el equipo de crecimiento, donde el growth hacker es el protagonista y está acompañado de programadores, especialistas en marketing y diseñadores. Así están construyendo este nuevo departamento en Endado.com, tienda online de recambios y aceites para coches, y Val Muñoz, socio y growth hacker de esta empresa, explica así sus funciones: “Mi trabajo consiste en probar nuevas tácticas, cambios en la web, canales de adquisición y productos y analizar los datos para enfocarme en aquellos que tienen mayor impacto sobre el crecimiento de la empresa”.

Para conformar este nuevo equipo llevan a cabo procesos de selección en los que valoran en mayor medida los logros que los candidatos han conseguido en otras empresas o proyectos personales, por encima de los conocimientos teóricos.

En general, las compañías que desean incorporar a un growth hacker buscan expertos que cuenten con una experiencia de dos a cinco años en tareas relacionadas con el liderazgo de estrategias online. Se valora la visión analítica, las habilidades comunicativas, la pasión por la tecnología y una actitud innovadora.

Por su parte, Muñoz también señala las principales carencias que se suelen dar y que el futuro profesional debe tener en cuenta: “la gente se fija en las tácticas originales y deja en un segundo plano lo más importante: la metodología, la mentalidad y la estrategia”.

Completa el formulario y recibe nuestra asesoría

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.