Abogados Noticias

Ya se puede demandar en Estados Unidos por propiedades confiscadas en Cuba

Los estadounidenses que vieron confiscadas sus propiedades en Cuba tras la revolución encabezada por Fidel y Raúl Castro y que nunca fueron compensados por ello podrán demandar en tribunales del país a cualquier individuo o empresa que se beneficie de ellas.

Estas demandas se basan en el Título III de la Ley Helms-Burton, aprobado en 1996 pero suspendida su aplicación desde entonces.

El pasado 17 de abril la Administración de Donald Trump anunció la activación de los Títulos III y IV (este último impide la entrada a EEUU de los demandados por estos casos), suspendidos desde su promulgación por el rechazo de la Unión Europea (UE) y otros países, como Canadá, cuyas compañías pudieran verse afectadas.

Las empresas hoteleras españolas Meliá e Iberostar, aerolíneas como Lufthansa o Air France, y grandes corporaciones como la suiza Nestlé, la china Huawei o la japonesa Mitsubishi sus susceptibles de ser demandadas por este título de la Ley Helms-Burton.

Los presidentes estadounidenses desde Bill Clinton (1993-2001), George W. Bush (2001-2009) y Barack Obama (2009-2017) mantuvieron desactivado el Título III hasta la llegada a la Casa Blanca de Donald Trump, en enero de 2017, quien apostó por ponerlo en vigor para lograr un cambio político en Cuba y Venezuela.

El valor potencial de los reclamos desde Estados Unidos «podría rondar los decenas de miles de millones de dólares, aunque eso dependerá de si deciden presentar casos legales o no», señaló la secretaria de Estado adjunta para Latinoamérica, Kimberly Breier.

Completa el formulario y recibe nuestra asesoría

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.