Destacadas Emigrar por inversión

¿Cómo establecer un tratado comercial?

Las visas para comerciantes o por inversión que permiten vivir en Estados Unidos son E1, E2, L1 y EB-5. Cada una de ellas tiene requisitos y beneficios diferentes. Por ejemplo, la E1 solo está disponible para quienes puedan establecer un tratado comercial con Estados Unidos amparados por un tratado con el país de origen. Solo abarca 50 países.

En la L1 el solicitante debe trabajar en una empresa que quiera establecer una oficina en los Estados Unidos y es trasladado como ejecutivo para desarrollar esa sucursal a través de un plan negocios y crecimiento que debe cumplir a cabalidad para garantizar su renovación.

La visa E-2 permite a los empresarios extranjeros y sus familias vivir y trabajar temporalmente en Estados Unidos, pero por tratarse de una visa de no inmigrante, debe ser renovada periódicamente y sujeta a revisión. No otorga tarjeta verde ni provee un camino directo para obtenerla, mucho menos para la ciudadanía estadounidense.

La EB-5 más que una visa es un programa que inició en 1990 el Congreso de Estados Unidos para fomentar la inversión extranjera y generar empleos. El programa permite a un inversionista extranjero y su familia inmediata obtener el estatus de residente mediante la inversión en una empresa comercial que genere al menos 10 empleos de tiempo completo para trabajadores estadounidenses dentro de un periodo de dos años.

Por su parte, las L-1 y E1/E2 son visas de no inmigrante con duración de uno a cinco años y, por lo tanto, no gozan de los mismos beneficios de contar con la residencia.

Está claro que estos tipos de visa no aplican para todo mundo por los montos de inversión y planes de negocios a cumplir, pero si usted cuenta con el capital necesario, evalúe las opciones, asesórese y asegúrese de contar con el respaldo de expertos que lo guíen.

Video

Miami desde el cielo

Miami